20 flores que debes plantar en otoño

Es hora de preparar tu jardín
Coreopsis
Espuela de caballero
Tulipán
Anémonas japonesas
Pensamiento
Peonía
Iris
Jacinto
Caryopteris
Ciclamen
Azafrán
Violeta
Consuelda
Campanilla de las nieves
Narciso
Prímula
Nomeolvides
Corazon de María
Lupino
Muscari
Es hora de preparar tu jardín

¿Sueñas con tener un jardín espectacular en primavera? En tal caso, debes ir preparándolo ya. Aquí tienes una selección de 20 especies que debes plantar en otoño para que florezcan en unos meses y que resistirán el invierno sin problemas.

Coreopsis

Una planta perenne completamente amarilla originaria de América del Norte. Se puede plantar a principios de otoño, si el suelo permanece drenado durante el invierno.

Espuela de caballero

Resistente al frío, esta especie se planta idealmente entre septiembre y noviembre. Su color azul dará un tono agradable a tus exteriores.

Tulipán

Puedes plantar tus tulipanes desde finales de septiembre hasta diciembre, cuando la temperatura del suelo sea inferior a 15° C.

Anémonas japonesas

También llamada anémona hupehensis, esta planta perenne no tiene demasiado cariño al sol y prefiere las zonas con sombra y más frías. Las anémonas de otoño son de las plantas más fáciles de cultivar esta temporada.

Pensamiento

Los pensamientos se pueden plantar en cualquier época del año. Requieren poco mantenimiento, lo que es ideal si eres nuevo en el mundo de la jardinería. Ten en cuenta que combinan de maravilla con tulipanes, margaritas y prímulas.

Peonía

A diferencia de las anémonas, las peonías sí gustan de los rayos del sol. Por lo tanto, es recomendable plantar esta especie si vivea en una región soleada durante todo el año. Se planta entre septiembre y diciembre.

Iris

El iris se planta entre octubre y diciembre, para comenzar su período de floración en enero. Esta planta de exterior prospera especialmente bajo el sol.

Jacinto

El jacinto es una de las plantas emblemáticas que perfuman nuestros jardines. Se planta en otoño, desde septiembre hasta principios del invierno. Estas plantas bulbosas son nativas del suroeste de Asia.

Caryopteris

Este arbusto en flor se planta idealmente en el otoño. Eso sí, es una planta que no sobrevive a temperaturas inferiores a -5ºC, por lo que si se avecina un invierno crudo, mejor esperar un año. Si te decides, el mejor sitio para plantarlo es un rincón soleado de tu jardín

Ciclamen

Se recomienda plantar ciclamen a principios de otoño, así como hacerlo en maceta. Y es que esta planta florecerá muy bien en interiores, en una habitación fresca de tu casa.

Los faros más bonitos del mundo

Azafrán

El azafrán es una de las primeras variedades en florecer. De hecho, se espera la floración al final del invierno, si los bulbos se plantan en el otoño. Para prosperar, el azafrán necesita sol y un suelo bien drenado.

Violeta

Con su color profundo, el violeta es una flor muy popular en nuestros jardines. Su plantación se puede realizar durante todo el otoño, e incluso hasta principios de primavera. La exposición al sol acelerará su floración.

Consuelda

Considerada una planta silvestre, la consuelda también se puede cultivar en un jardín. No requiere mucho cuidado, aunque habrá que tener cuidado con su ubicación y evitar plantarlo en una zona demasiado sombría.

Campanilla de las nieves

Otra variedad que florece al final del invierno, la campanilla de invierno se debe plantar entre septiembre y diciembre. Esto se llama acertadamente porque es una de las únicas especies que pueden florecer a pesar de la nieve. Idealmente, se planta debajo de un seto de arbustos, ya que a la campanilla le gustan los suelos que se mantienen frescos durante todo el año.

Narciso

Si plantas los bulbos de narciso en el otoño para obtener magníficas flores de primavera. Estas pequeñas flores se plantan de diez en diez, creando un racimo de flores amarillas. Si se cuidan adecuadamente, los narcisos también se pueden cultivar en macetas, en interiores.

Prímula

La prímula se planta a partir de octubre. Requiere poco mantenimiento y florece todo el año. Las prímulas también se pueden cultivar en interior, pero luego es necesario sacarlas al anochecer para que recuperen un poco de frescura.

Nomeolvides

El nomeolvides perenne se planta en el otoño, para una floración en la primavera. Esta hermosa flor de color azul cielo debe colocarse en un área soleada, pero no demasiado calurosa. Procedente de regiones templadas y montañosas, esta planta prospera en suelos drenados y frescos.

Corazon de María

Elegante como pocas, el Corazón de María se planta mejor en el otoño, para permitir que las raíces se desarrollen mucho antes de que llegue el invierno. Es recomendable colocarlo en una zona con sombra y mantener el agua siempre húmeda

Lupino

También conocidos como altramuces, es una especie que se desarrolla en muchos colores, dando a tu jardín un encanto especial. Estas plantas se pueden cultivar en primavera u otoño, en un lugar soleado o parcialmente sombreado. En amnos casos, el lupino requiere riego regular.

Muscari

También conocido como jacinto de uva, el muscari se planta mejor en el otoño, en un zona en la que dé el sol o con un mínimo de sombra. Esta planta, originaria del norte de África y sur de Europa, es resistente a temperaturas muy bajas, por lo que su cultivo es muy sencillo.

Las mejores playas del planeta

Más para ti