Un año sin hablar con su compañero de serie

13 temporadas y una familia
Por lo general, buen rollo...
...pero también algún pique
Confesiones
Un año sin hablarse
Incómodo rodaje
El Cuqui y el Coque
Sin hablar, salvo rodando
Se solucionó pero tardó
La fatídica lesión
Trucos de ayer, hoy y siempre
13 temporadas y una familia

A lo largo de 13 temporadas, 'La que se avecina' ha hecho reír a millones de personas, convirtiéndose en una de las mejores comedias del siglo en España.

 

Por lo general, buen rollo...

Obviamente, con tanto tiempo de rodaje, la relación entre los intérpretes se ha estrechado, llegando a formar una pequeña familia que se lleva de maravilla, como demostraron todos cuando Jordi Sánchez estuvo grave con Covid.

 

...pero también algún pique

Pero claro, cuando la relación es casi familiar, los roces entre algunos miembros se magnifican. Y eso es, precisamente, lo que le pasó a Nacho Guerreros, Coque en la serie.

Confesiones

El actor, invitado al programa 'Sobreviviré', presentado por Nagore Robles, contó uno de los peores tragos que le ha tocado vivir durante el rodaje de la comedia.

 

Un año sin hablarse

"Hay más buen rollo que otra cosa pero hay veces que te enfadas porque la gente se enfada. Yo estuve un año sin hablarme con un compañero por una tontería que podíamos haber arreglado los dos y estuvimos un año sin hablarnos".

 

Incómodo rodaje

¿Cómo? ¿De qué compañero habla? Lo cierto es que Nacho Guerreros no tuvo problema en revelar la identidad de la otra parte del enfado, lo que no contó fue lo que les llevó a esta situación.

El Cuqui y el Coque

Sí, el compañero del pique fue Pablo Chiapella, Amador Rivas en la serie. "Es Pablo Chiapella. Estuvimos un año sin hablarnos", reiteraba.

Sin hablar, salvo rodando

Y sí, fue un trago duro para ambos, como el propio actor ha confesado. "Él lo pasó muy mal y yo también, y era muy desagradable. Queriendo tanto a una persona, estar con él y no dirigirte la palabra excepto cuando tienes que actuar", recordaba.

Se solucionó pero tardó

Eso sí, pasado un año, los dos intérpretes decidieron solucionar el asunto. "Afortunadamente, esto pasó hace muchos años y hace muchos años que volvimos a ser amigos otra vez. Yo le adoro. Nos adoramos".

La fatídica lesión

No ha sido el único gran percance que ha tenido Nacho Guerreros en 'La que se avecina'. El actor recuerda que en 2016 se fracturó el peroné en pleno rodaje. "Estábamos rodando en un monte y saltando, me senté encima del peroné y noté un dolor que casi me desmayo"

 

Trucos de ayer, hoy y siempre

¿Cómo lo solucionaron? Tirando de trucos clásicos de cine. "Me cogieron planos medios o apoyado en algún sitio para que no se notase mi falta". Las cosas como son, podríamos estar horas escuchando anécdotas de una serie en la que sus personajes son como parte de la familia. De hecho, saber que Coque y Amador estuvieron un año sin hablar, es como una daga en el corazón de cualquier fan de la serie.

¿Qué pasa con Paz Padilla?

Más para ti