La sorprendente imagen de Pablo Motos con Pérez-Reverte

Cuatro amigos
La foto va a provocar
Lo ha dicho él
El Equipo (R)A(E)
¿Quién dice que no sonrío?
¿Podría ser?
Los 4 de Liverpool
Chema Alonso
Muchas risas
¿En chándal por la RAE?
Todo comenzó con un chiste...
A comer
Cuatro amigos

¿Qué hacen Leo Harlem, Chema Alonso, Pablo Motos y Arturo Pérez-Reverte en la RAE?

 

La foto va a provocar

De momento, ofrecer a Twitter la foto más 'memeable' de la semana, algo que ya sabían de antemano.

 

Lo ha dicho él

Ha sido Arturo Pérez-Reverte quien ha compartido la instantánea, con mensaje/dardo a sus amigos incluido: "La RAE ya no es lo que era".

Por su parte, Chema Alonso se ha chivado de lo que estaba tramando este cuarteto: "Una buena comida con amigos"

El Equipo (R)A(E)

A partir de ahí, si compartes una foto como ésta en Twitter, sabes que se vienen avalancha de memes y comentarios. Eso sí, en este caso, la mayoría han sido buenrolleros.

¿Quién dice que no sonrío?

El primero de todos, señalando algo poco habitual, según un tuitero: que Arturo Pérez-Reverte sonría. El propio autor se ha encargado de desmentir los hechos con cuatro fotos que refutan tal acusación.

 

¿Podría ser?

¿Es posible que esa pregunta no le suene extraña a nadie como la primera lanzada al encontrarte con este cuarteto?

Los 4 de Liverpool

La pregunta es, ¿quién es quién?

Chema Alonso

No falla. Siempre que Chema Alonso aparece en redes, surge este meme. Para quien se lo pregunte, nació en 1975.

Muchas risas

pero, ¿quién tiene una foto con sus colegas en la RAE?

¿En chándal por la RAE?

Una de las polémicas del fin de semana ha tenido resonancia en esta foto. ¿Se puede ir en chándal a la RAE? ¿Se aprende más yendo en traje y corbata?

Todo comenzó con un chiste...

...y terminó con un bloqueo en Twitter. Lo cierto es que España reclama una foto similar con Ignatius en la ecuación. El duelo intelectual entre el cómico y Arturo Pérez-Reverte sería legendario. Y no es broma.

A comer

Pablo Motos no espera a nadie que las croquetas frías no valen nada. Bon appetit.

La intervención estética que destrozó a Linda Evangelista

Más para ti