Belinda: la maldición de su anillo de compromiso ¿se cumplió?