La vida salvaje de Gérard Depardieu

Demasiado Gérard Depardieu
¿Villano o transgresor?
Palmarés de escándalos
Superviviente
Una acusación que vuelve del pasado
La acusación de agresión
Caso reabierto
Y, sin embargo, una brillante carrera como actor
Un hombre de fiesta
Un momento complicado junto a su hija Julie
Ataques y elogios a actrices
Depardieu y la política
Amistades cuestionables en la ex URSS
Adiós a Francia
Depardieu y Putin
Ciudadano de Mordovia, ciudadano ruso
Que siga la fiesta
Accidente en Moscú
El libro de su vida
Francia puede convertirse en
Foto de familia
Su extraña relación con las mujeres
La muerte de su hijo Guillaume o la peor tragedia como padre
Mala prensa
Gérard Depardieu y su hija Roxane
El abuelo Gérard
¿El fin de un mito?
Demasiado Gérard Depardieu

Una acusación de agresión sexual es el último capítulo una vida más allá del límite que Gérad Depardieu ha colmado de excesos. A veces, de la gloria a la decadencia solo hay un paso... que Gérard Depardieu ha cruzado en más de una ocasión durante su carrera. Monstruo sagrado, figura legendaria del cine francés, su gran reputación como actor (ha trabajado con los más grandes: François Truffaut, Jean-Luc Godard, André Téchiné o Alain Resnais) tiene su reverso en su más que discutible conducta personal. Repasamos la biografía y controversias de Gérard Depardieu.

¿Villano o transgresor?

Odioso a veces, excesivo, iracundo. Depardieu tiene un sentido de los límites bastante poco desarrollado. Pródigo en relaciones peligrosas  y amante del buen vino, pudo pasar por el típico "bon vivant" francés. Pero el tópico está lejos de ser color de rosa: problemas con el alcohol, múltiples accidentes de tráfico, declaraciones controvertidas... y muy a menudo comportamientos inaceptables con las mujeres.

Palmarés de escándalos

Entre las escandalosas "hazañas" que conocemos, y que han acaparado los titulares, están: cuando noqueó a un paparazzi en Florencia en 2005 o la vez que orinó en su asiento durante un vuelo París-Dublín en 2011 (los pasajeros tenían prohibido levantarse pero el actor había bebido demasiado y no pudo contenerse -para disgusto de quienes estaban sentados cerca de él cuando lo vieron hacer sus necesidades en una botella-). Ha sido arrestado por la policía en otras ocasiones por incidentes similares.

Superviviente

A causa de la vida que lleva, Gérard Depardieu también tiene importantes problemas de salud, especialmente cardíacos y ligados a su sobrepeso. Súmese a ello que ha tenido 17 accidentes de motocicleta a lo largo de su vida. Desde luego, para ser un gran fumador y bebedor, hay que admitir al personaje capacidad de supervivencia.

Una acusación que vuelve del pasado

Ya acusado en 2018, el actor había logrado que se desestimara el caso. Pero volvió a ser acusado de "agresión" a una joven actriz, según confirmó AFP el martes 23 de febrero de 2021.

La acusación de agresión

El abuso supuestamente tuvo lugar en dos ocasiones, en el transcurso de ensayos informales para una obra de teatro. El asalto supuestamente tuvo lugar en la casa del actor, en una de sus residencias parisinas. Se han publicado versiones contradictorias sobre lo que habrían captado las cámaras de seguridad (¿imágenes inculpatorias, exculpatorias?).

Caso reabierto

Aunque el caso fue sobreseído en 2018, se ha reabierto el caso y fue el Ministerio Público de París quien pidió a un juez de instrucción reabrir una investigación en agosto de 2020. Investigación que dio lugar a una nueva acusación contra el acto por los mismos hechos. El abogado del actor insistió en que su cliente debe ser considerado inocente. No se impuso medida alguna contra Depardieu por la reapertura del proceso.

Y, sin embargo, una brillante carrera como actor

El actor es una figura legendaria del cine. Desde la película 'Les Valseuses' en 1974 hasta su desembarco en Hollywood y su trabajo con Bertolucci, Peter Weir, Tornatore...  César, premio a la mejor interpretación en Cannes y nominación al Oscar han coronado su trabajo a lo largo de su carrera.

"Un ser humano con sombras pero un actor inmenso"

Tanto en Francia con papeles legendarios como Cyrano de Bergerac, Jean de Florette y Camille Claudel como en el extranjero ha sabido convencer a crítica y público. Pero con el tiempo encadenó los escándalos, aunque siempre se le perdonaba. Catherine Deneuve resumió una vez el personaje a la perfección: "Un ser humano con sombras pero un actor inmenso".

Un hombre de fiesta

Muchos de sus excesos y errores están relacionados con la bebida. Gérard Depardieu afirmó en 2014 que bebía 14 botellas al día y dijo que lo hacía "por aburrimiento". Es propietario de varios viñedos en Francia. En su castillo de Tigné, en Maine-et-Loire, del que es propietario desde 1989, el actor abrió su primera finca vinícola: un negocio que le permite producir, según Dico du Vin, alrededor de 400. 000 botellas al año.

Un momento complicado junto a su hija Julie

La pasión por la bebida ha acarreado problemas a Gérard Depardieu, resultan incontables sus apariciones en estado de embriaguez que acabaron en escándalo o en comisaría. Como cuando irrumpió en escena en 2004, cuando su hija Julie estaba recibiendo el César a la mejor actriz, provocando un momento enormemente violento de cara al público asistente.

Ataques y elogios a actrices

En septiembre de 2010 atacó a la actriz Juliette Binoche en una entrevista con el diario austriaco Profil , al que declaró: "Me gustaría saber por qué la hemos valorado durante todos estos años (...) No es nada". En la misma entrevista, por el contrario, elogiaba a la actriz Fanny Ardant : "Es grandiosa, tremendamente impresionante".

Depardieu y la política

En septiembre de 2010, en el plató del programa Le Grand Journal, dijo: "la política es una mier**, me gusta Nicolas Sarkozy, se atrevió a hacer cosas increíbles".

Amistades cuestionables en la ex URSS

El actor fue invitado al cumpleaños número 36 del presidente de Chechenia, acusado de violar los derechos humanos. Y acudió presto a la cita. Su entusiasmo por la fiesta y su grito "Viva Ramzan Kadyrov" causaron rechazo.

Adiós a Francia

En diciembre de 2012, Gérard Depardieu renunció a su pasaporte francés después de que el primer ministro galo calificar al actor de ciudadano "pésimo"por su exilio fiscal en Bélgica. La polémica estaba servida. "Me parece normal pagar, pero no a idiotas que piensan que lo están haciendo bien" declaró a Le Point en 2014.

Depardieu y Putin

Y la historia de Depardieu diciendo adiós a Francia continuó.  En enero de 2013 Depardieu conoció a Vladimir Putin, quien le ofreció un pasaporte ruso,  casa y cargo administrativo en  la república rusa de Mordovia. Aceptó y parecía dispuesto a irse a vivir a ese recóndito rincón de Rusia que le ofrecían como hogar.

Ciudadano de Mordovia, ciudadano ruso

Y ahí tenemos en la imagen a Gérard Depardieu vestido con el traje tradicional y mostrando su nuevo pasaporte ruso a la prensa. Fue recibido con fanfarria por el gobernador de Mordovia para goce de la prensa local.

Que siga la fiesta

Según su ex esposa Elisabeth, el actor se fue a Rusia "porque le faltaba atención, amor. Cuando se siente rechazado, se vuelve provocador". Y la fiesta siguió en Rusia.

Accidente en Moscú

A Gérard Depardieu las autoridades francesas le retiraron el permiso de conducir en junio de 2013. Pero el actor estuvo a punto de morir en un accidente de tráfico en Moscú. Viajaba en un minibús con el equipo de su última película cuando un taxi los atropelló.

El libro de su vida

En su libro 'Monster, publicado en el otoño de 2017, el actor revela su visión de la humanidad, de la sociedad, de la política, del cine: "Hay que dejar salir a nuestros monstruos interiores, si no queremos que nos devoren". Sobre sus tormentosas relaciones con Francia, afirma en el libro que prefiere "ser libre que francés". Aunque añade: "Pero eso no significa que renuncie a este país (...) Todavía amo la vida y aún amo a Francia".

Francia puede convertirse en "una Disneylandia para extranjeros"

En 2016, interrogado por un periodista italiano, declaró: "Francia corre el riesgo de convertirse en una Disneylandia para extranjeros, poblado por tontos que hacen vino y queso apestoso para los turistas. No hay más libertad, la gente está siendo manipulada".

Foto de familia

Gérard Depardieu tuvo cuatro hijos. Dos de su primera esposa Élisabeth: Julie, actriz, y Guillaume, actor (que murió en 2008). Esta parte de la familia es la que aparece en la imagen. Luego están Roxane y Jean, nacidos de otras dos relaciones.

Su extraña relación con las mujeres

Gérard Depardieu siempre ha exhibido que "amaba" ampliamente a las mujeres pero de un modo peculiar. Su complicada relación con Carole Bouquet dio material a la prensa durante diez años.

La muerte de su hijo Guillaume o la peor tragedia como padre

Gérard Depardieu vivió  el peor momento de su vida al morir su hijo. Guillaume había elegido ser actor y muchos lo consideraban el más talentoso de su generación. Padre e hijo tuvieron una relación agitada hasta el devastador fallecimiento de Guillaume a la edad de 37 años. Tras una amputación de pierna en 2003, el actor murió de neumonía y una infección por estafilococo. Para Gérard Depardieu, la pérdida de este hijo al que le costaba comprender fue una auténtica tragedia.

Mala prensa

La pérdida de su hijo evidentemente marcó de modo profundo a Gérard Depardieu. En abril de 2010 insultó a una periodista cuando ella lo interrogó sobre la muerte de su hijo.

Gérard Depardieu y su hija Roxane

En cuanto a su hija Roxane, a quien tuvo con la escritora y guionista Karine Silla, muestra la misma franqueza brutal y determinación de su padre. En 2016 aseguró: "Nadie me dirá qué hacer. Nunca. Soy una chica libre".

El abuelo Gérard

En medio de todas estas polémicas, a pesar de todo, aparece la imagen de un abuelo amoroso al que le gusta jugar sus nietos. Y malcriarlos. Su hija Julie comentó a Paris Match: "Hay mucha cercanía. Él cuida a sus nietos, les cocina, se divierten juntos".

¿El fin de un mito?

Hasta ahora sus deslices no han tenido más consecuencias que críticas quizá feroces pero que siempre ha salvado su trabajo. Pero el movimiento #MeToo ha cambiado muchas cosas (sobre todo en el mundo del cine) y Gérard Depardieu puede haber entrado en un territorio del cual quizá no se salve. Seguiremos informando.

ADEMÁS: Recordando a Nathalie Delon

Más para ti